calor

estoy como aquella película de katherine turner… simplemente asfixiado de calor. y lo peor es que todavía no ha llegado lo gordo; esto es un simulacro, un mal sueño, un aviso de lo que está por llegar.

el calor es una de esas cosas (de esas pocas cosas) que consiguen sacarme de mis casillas. el hecho de no dejar de sentir calor, la sensación de estar constantemente metido en una secadora y el aire cálido y húmedo en rededor me puede.

hoy sólo he visto el termómetro a 32 grados. y esto acaba de comenzar…

Comparte este/a entrada