la rioja

1 entrada

fotografía — vacaciones (Gijón, Euskadi y Haro)

Una docena de días dan para mucho, si se aprovechan bien. Además, empleamos los primeros días en estar con la familia y amigos (con todos no se pudo y bien que lo siento), malcriar a nuestro sobrino favorito y recuperar mucho tiempo perdido. El resto de días los pasamos en Euskadi, moviéndonos según nos apetecía y sin perdonar un sólo pintxo.

Durante los seis primeros días en Gijón no utilicé la cámara réflex en ningún momento y sólo utilicé el móvil, con todo lo bueno y malo que eso tiene. Por ejemplo, evito cargar la cámara a todas partes y también exponerla a entornos hostiles como la playa pero, por contra, el móvil es menos versátil que la réflex y sus fotos no tienen tanta calidad, aunque sean más fáciles de procesar gracias a las famosas aplicaciones de filtros. Por otra parte, el móvil siempre lo llevo encima y es más rápido de preparar a la hora de hacer fotos sobre la marcha, como la de güelita montada en un columpio.

La güela montando en el columpio...

Además, con la aplicación de los filtros y el desenfoque se pueden hacer cosas interesantes y divertidas en un momento.

Photo

Pero, al final, esta cabra siempre tira al monte y termina usando la réflex con cierta sensación de ansiedad, buscando las opciones que da y suspirando por tener más opciones que el móvil.

IMG_0150

IMG_0167

IMG_0178

IMG_0188

Todas las fotos, el set completo, se puede ver aquí:

Y, para finalizar, una nota para eme: suéltate el pelo y empieza a hacer fotos, que se te muy bien. ¡Hasta me sacas decentemente guapo! 🙂